Nueva Ordenanza sobre vertido de purines

Entra en vigor la ordenanza que restringe el vertido de purines en el término municipal de Osornillo

El lunes 4 de enero entró en vigor la ordenanza que regula la gestión de los purines que produce la ganadería intensiva. Esta normativa limitará el vertido de esta sustancia (deyecciones sólidas o líquidas de los animales de granja) en los campos de cultivo del término municipal de Osornillo.

El texto contó con la “aprobación definitiva” del Pleno por unanimidad, y ha sido publicado en el Boletín Oficial de la Provincia de Palencia el día 4 de enero, aunque aún se puede interponer en su contra un recurso contencioso-administrativo.

En su preámbulo, establece las medidas necesarias para, en primera instancia, prevenir y en último caso corregir la contaminación medioambiental eliminando, en la medida de lo posible, la negativa repercusión que en la calidad de vida de los vecinos de Osornillo producen las molestias, incomodidades e insalubridades generadas por el vertido de purines.

Con esta normativa, en vigor desde el lunes 4 de enero, queda prohibido verter purín en el término de Osornillo, así como su vertido en la red de Saneamiento Municipal, cualquier monte de titularidad pública o privada, eriales, ríos, o arroyos .

Esta ordenanza prohíbe también el tránsito de cubas que contengan purines por las calles y travesías del término municipal, salvo que quede garantizada la estanqueidad de aquellas a través de cierres herméticos.

Las sanciones, dependiendo de su gravedad, oscilan entre los 10.000 y los 30.000 euros.

Se puede revisar la ordenanza publicada en el Boletín Oficial de la Provincia de Palencia en este enlace.